miércoles, enero 20, 2010

Un peligro: Los dibujos animados

Si prendemos la televisión y buscamos esos dibujitos animados que veíamos en el pasado, no lo encontraremos o nos costara ubicarlos, por ejemplo, quién no vio candi o para otros Tom y Jerry (el gato con el ratón), el Gato Silvestre y Piolin (el gato con el canario), el coyote y el correcaminos, el Ratón Mickey, el Pato Donald y tantos otros.


Hay veces en que nos quedamos tranquilos por que los niños estan viendo la televisión en el canal de niños y creemos que están a salvo de mensajes de violencia e incluso de mensajes de extraños contenidos sobre la sexualidad o características ambiguas, conductas antisociales.
Nos estamos enfrentando a dibujos animados que muestran una violencia sorprendente y lo peor es como muchos niños copian lo que ven en la televisión y se ponen a jugar con otros niños imitando a ese “dibujito” de televisión que les gusto.
El anime (animación Japonesa,) le ha ganado mucho más espacio que a las historias ocurrentes, creativas, cómicas que antes se veían mucho mas que ahora.  …“Por tratarse de dibujos animados, la gente suele pensar que el anime es para niños. Sin embargo a pesar de su habilidad para entretener a estos, el anime también puede contener temas de adultos, de temas intelectuales e imágenes gráficas. El anime no es un género específico, sino que puede incluir y mezclar comedia, drama, acción, terror, ciencia ficción, crítica social, temas para niños e inclusive animación para adultos”… (Wikipedia)

Es por todo esto que los padres o las personas que estamos a cargo de los niños debemos de velar por lo que ven en la televisión no dejarlos que vean lo que ellos quieren ver, ya que si no ponemos un alto nosotros, nadie se lo pondrá a los niños; si no estos dibujos los hará manipulables de estímulos violentos.  Hay algunos niños que pasan todo el día solos en sus casas, esto sucede, por muchas razones, pero, mayormente por que los dos padres trabajan y nadie puede estar con ellos, ya que el sustento no alcanza como para pagarle a alguna persona que los cuide o también por los padres se han despreocupado de la labor de educar a sus hijos y dejan librado al gusto de ellos lo que quieren o no ver en la televisión y es por estas situaciones que me pregunto ¿dónde están los límites o dónde un padre debe poner límites?  A lo mejor algunos se acordaran de un hecho que paso hace algún tiempo, en que unos niños queriendo imitar a un “dibujito” animado se mataron, cabe entonces reflexionar sobre lo que puede provocar la violencia en los niños o en nuestros hijos que son el futuro de nuestra sociedad para de algún modo tratar de frenar este tipo de violencia.
Es por todo esto que hay que considerar las consecuencias psicológicas que pueden causar estos dibujos animados a nuestros niños.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si desea deje sus comentarios o reacciones. Si comenta hagalo de forma respetuosa demostrando que somos cristianos

Mensajes a

subir imagenes

 
Photography Templates | Slideshow Software